Menú inferior

bifurcacion para optar a la energía vital

BIFURCACIÓN PARA LOS SERES HUMANOS QUE SE ALEJAN DEL SISTEMA QUE FALLA

“El Sistema prioriza las leyes y las instituciones y los algoritmos y dispositivos eléctricos, marginando a los seres humanos. En vez de atender a los ciudadanos, las máquinas son las protagonistas. Por consiguiente, el acimut comunal es la bifurcación en el camino errado del Sistema que falla estrepitosamente a los seres humanos” – Aldo (fundador del acimut comunal).

El poeta Charles Simic publicó en el New York Review of Books 2012 un artículo reivindicativo- Afirmaba que estamos viviendo en la Era de la Ignorancia. Meses atrás, el artículo de un profesor universitario de literatura, también me hizo reflexionar. Declaraba que los jóvenes son cada vez más ignorantes, señalo “pasan de la escuela a la universidad sin estar preparados”. Entonces confirmé la urgencia de las Escuelas Alternativas Solidarias donde se proporciona a los seres humanos herramientas para su desarrollo en un mundo obtuso, virtual y artificial.

Hoy, lamentando tener que hacerlo: me reafirmo en muchas de las cuestiones mencionadas en distintos talleres de capacitación y, sobre todo, explico aquí que los profesores de literatura, no han sido los único a quienes el sistema educativo a perjudicado a la hora de enseñar “la poesía de la vida”. Es verdad que se hace cada vez más complicado enseñar cosas relacionadas con la humanidad y la sensibilidad, con la filosofía y la creatividad. Se tiende a limitar la capacidad de emprender desde la inquietud interna. Se asesina la vocación innata de los niños y adolescentes.

Los adultos cada vez leen meros, pero raramente vemos a los jóvenes leyendo libros de valor, aunque sea desde un dispositivo electrónico que anula ese contacto con la página y el olor del papel impreso. Desaparece de forma obligada e intencionada la posibilidad de leer. Tan sólo se lee lo estipulado, aquello que está de moda porque es tendencia en la red de la Internet. La cultura básica de ese portal inmenso que eran los libros, y que tanto enriquecía, logrando que se imaginara y se percibiera y se soñara.. ¡no existe ya! Como decía: lamentable.

Se supone que estamos muy avanzados tecnológicamente, pero la sociedad en general se ha embrutecido. Es precisamente este exceso de mal llamado progreso lo que causa el daño. Un daño tremendamente perjudicial para nuestra especie, pero muy conveniente para el sistema que requiere de ciudadanos pasivos sin iniciativa ni voluntad. En este sentido, hace veinte años que iniciamos una actividad de “aprendizajes esenciales” que no venían en el programa escolar como es el saber tomar decisiones acertadas, y, por ejemplo, el saber distinguir la diferencia entre emoción y sentimientos, entre deseo y necesidad, entre ley y norma, entre derecho y don natural, etc.

Hemos implementado los principios humanistas en Nicaragua, República Dominicana, México, y otras partes de Centroamérica, también se intentó en Argentina. Nuestra actividad surge del concepto de comunidad naranja. del propósito de una sociedad que se mejora a sí misma desde la base, con el empoderamiento de los habitantes del territorio que se implican en las tareas del lugar. De ahí nació el acimut comunal que se traduce en la agenda ciudadana municipal transformadora, un esquema ágil y flexible adaptable a cualquier parte del mundo y país.

Animamos a descubrir cuestiones simples y fáciles como son la voluntad consciente y al evolución altruista, la política vanguardista y la humanización de la autoridad. Porque urge recuperar el control de la vida ciudadana en vez de estar contribuyendo a forma más autómatas obedientes del sistema que rige la vida del mundo que únicamente ofrece “la vida miserable” en vez de impulsar la existencia humana a plenitud de facultades.

Como testimonio particular, confieso que los mayores, todavía fuimos afortunados. En mis tiempos la televisión inicia su emisión después del medio día y finalizaba con el día (no de madrugada). La televisión en blanco y negro fue mi realidad, igual que la opción de tan sólo dos opciones de canales. Pero me crie con los dibujos animados de Popeye y la Pantera Rosa, mis héroes fueron el Zorro y Robin Hood.

He descubierto como sin darme cuenta esta influencia está hoy presente en mí. Por ejemplo, las espinacas de Popeye son la energía vital que disponemos, una fuerza descomunal que sin embargo, se menosprecia comiendo basura en vez de alinear la vibración del alma. La pantera risa y su parsimonia, con esa fantástica melodía al son del saxofón me hizo apreciar la música, el ritmo, pero sobre todo, la tranquilidad, la manera de afrontar las cosas de la vida.

El Zorro me enseñó que siendo parte de un a élite, a veces hay que ponerse el antifaz para corregir a los que mandan en favor de la justicia y el pueblo atormentado. Igual que el arquero del bosque que ahonda en la naturaleza, mientras roba a los ricos para darle a los marginados y humillados lo que es propio y los señores les han arrebatado injustamente a base de fuerza y armas y tradiciones perversas. ¿Cuáles son las influencias que invaden los espacios infantiles de los niños y los adolescentes? ¿Cuáles son los héroes de los jóvenes de nuestra época? ¿Qué puede esperarse de una cultura de pan y circo que promueve la agresión y la codicia, la competición y la violencia, el sexo y el dinero y la droga y el apocalipsis?

¡Sí! En mi etapa educacional, teníamos que recurrir a la biblioteca para encontrar la información. Sin celular inteligente, se agudizaba el ingenio frente a los distintos obstáculos. En la actualidad hay un sin fin de interrupciones y distracciones, montañas de contaminación electromagnética, visual y acústica. Las ciudades se han convertido en tremendos vertederos de basura que `pocos son capaces de advertir.

El atajo de teclado ctrl C + ctrl V que con un breve gesto copia exactamente lo que buscas, elimina ese acto maravilloso de empuñar la pluma o el lápiz para escribir. Las letras y la caligrafía son pequeños dibujos. Hablan del pulso del individuo. El buscador de la Internet, puede verse como una inmensa biblioteca de datos, pero la información está dirigida por los algoritmos de la Inteligencia Artificial y, las respuestas, lo que encuentras, no resulta de un proceso natural. Hay intención y, se censura información.

El usuario copia y pega sin ni siquiera leerla, ¿cómo podría comprenderla? ¿Cómo saber que hay mucho más al observar más allá del horizonte cibernético? En este sentido, en la cabecera de la presente web dispones de un conjunto de 23 podcast relacionados con la Inteligencia Artificial vista como dictadura digital que merma la humanidad de los usuarios.

El acimut comunal promueve la excelencia humana, pero sobre todo, estimula a que seamos verdaderos artistas. El artista es quien realiza con actividad “con arte”. Es decir, que le imprime su esencia genuina, proporcionando un resultado que nadie más podría generar. Pero el Sistema estimula las piezas exactas que encajan en la maquinaria que arroya las almas humanas. Se busca la uniformidad, para convertir a los ciudadanos en personas predecibles que actúan según el piloto automático teledirigido desde el globalismo totalitario. Hay que responder a esta situación o la mayoría terminará siendo meramente una IP terminal. La ID propiedad de los gigantes del Internet.

Aprender a observar, mirando con los ojos del alma capaces de descifrar la poesía de la vida.  Basta de ser únicamente espectadores, seamos protagonistas creando el devenir, en vez de aceptar resignados el acontecer oficial de pensamiento único. Lo que sucede a nuestro alrededor ¡importa! Lo virtual se ha apoderado de la rutina, y, sin darse cuenta, la mayoría habita el metaverso de la ficción jurídica. ¡Alerta! Peligro.

Tal como se organizas las cosas del mundo, se impide al ser humano que se forme una opinión propia a partir del íntimo sentir y las convicciones particulares. El Sistema no quiere ciudadanos capaces de opiniones críticas. Pero es esencial que se consiga ver y oír, y no solamente mirar desde la superficie y escuchar lo que dice el oficialismo. La narrativa del gobierno ha demostrado ir en contra del pueblo. Se actúa de espaldas a los ciudadanos.

Las Escuelas Alternativas Solidarias son el lugar donde se forman los individuos soberanos que expresan su voluntad en las Asambleas Ciudadanas Libertarias.

El proceso se completa con los Juicios Populares Soberanos que dan credibilidad al sentir de los habitantes de un municipio.

Porque es vital la oportunidad de poder contrarrestar aquello que es injusto o inmoral, y, son muchas las prácticas indecentes y mezquinas que están siendo impuestas a los gobiernos de los países desde los foros internacionales y las corporaciones multinacionales. La Agenda Ciudadana Municipal Transformadora es una herramienta sutil que sirve para empoderar a los hombres y las mujeres del mundo que se arrancan la careta del ego.

La desinformación está nublando los sentidos. Se ocasiona el desconcierto generalizado, para que la confusión y la desorientación se resuelva bebiendo más de las fuentes envenenadas. Es un pez que se muerde la cola. Todo está `previsto para incitar a memorizar titulares (ni siquiera que recuerda la esencia de los artículos). Mensajes prefabricados que caben en los 140 caracteres, convirtiendo a las redes sociales en encantadores de serpientes que hipnotizan y anestesian la voz de la ciudadanía planetaria.

Sin la posibilidad de escuchar nuestra íntima voz y el tiempo suficiente para reflexionar sobre los aspectos de la existencia humana. Sin opción a la quietud, es imposible la paz interior que es imprescindible para la salud de la consciencia de la población. Por consiguiente, hago hincapié en que sin una noción verdadera de la realidad y una base histórica sin la memoria programada, la población de la Tierra es fácilmente manipulable, de forma que la esclavitud está sutilmente presente a diario, porque se vigila y se controla para la explotación. El abuso de poder es terrible y, sin embargo, la solución es tan obvia.. se llama libre albedrío. ¡Voluntad consciente!

Mientras los jóvenes y los niños carezcan del espacio vital para curiosear y explorar, aprendiendo desde la experiencia directa las enseñanzas de la vida que no caben en el mundo digital. Mientras que la visión para se percibe y el dato que se consigue estén adulterados, amañados, finamente adornados y maquillados de coerción, la coacción seguirá siendo letal, porque los procedimientos coercitivos están de forma cotifdi9ana asumidos por la población como una normalidad a la que se acomodan, resignados.

A menos que los hombres y las mujeres del pueblo acepten el acimut comunal como la alternativa que resuelve y responde al atropello, actuando desde la administración local que protege la armonía convivencial, tanto como el mundo saludable y pacífico y cooperativo que promovemos con la innovación social. El acimut comunal es evolución altruista. ¡Volvamos a lo rural!

En la actualidad, la memoria ciudadana reside en la nube, en esa entidad abstracta que posee mil veces más capacidad que cualquier mente humana. Se produce una Big dará que nada sabe de amor y verdad, consciencia y poesía. La sabiduría innata e intrínseca del ser humano está en el ADN., no cabe en la red de Internet que como su nombre indica, sólo sirve para atrapar usuarios que pierden su condición de seres humanos.

No tiene sentido basar la felicidad en función de las visitas y los likes. Los “grandes momentos” no son las selfis, dado que son más apariencia y vanidad que otra cosa. Pregúntate: ¿quién y para qué alimenta este tipo de cultura destinada al embrutecimiento?

¿Qué enseñanzas obtengo de todo lo que miro que se publica? ¿Qué estoy haciendo para descubrir quién soy verdaderamente? ¿Cómo saber la dirección y mi camino existencial.. si desconozco mi esencia genuina? ¿Soy capaz de comprender mi ocupación vital?

Hay una ocupación vital para cada individuo, una actividad singular que únicamente te corresponde a ti. Averiguar cuál, es justamente el propósito de tu estancia en la Tierra. Desempeñarte a plenitud de facultades es lo que hace de tu “estancia en el planeta” de un acto con significación. Dotar de sentido al palpitar, equivale al mayor logro, pero sobre todo, está convicción y compromiso, nos aleja de la vida miserable que brinda el Sistema.

El culpable nunca es el Sistema que organiza las cosas. Jamás es culpa del globalismo totalitario o la dictadura digital. Porque la responsabilidad recae sólo en nosotros, en cada uno. El alma es propia, intangible, invisible. Es la energía que vibra en sociedad, es el decir ¡sí! o decir ¡no! No hay errores. Sólo hay cosas que se hacen y cosas que no se hacen ¡ya! La voluntad consciente es lo que nos distingue del resto de los animales.

Nuestro código de “principios” es lo que da sentido al movimiento y la actividad. La capacidad de poder establecer prioridades, comprendiendo el propósito vital que se convierte en el proyecto existencial, consigue que nuestra vida sea nuestra obra, y, nuestra obra ¡nuestra vida! Estamos en la Tierra para disfrutar el viaje, no llegamos para sufrir. Se trata de aceptar el desafío de la mayor aventura: desplegar nuestros dones naturales y talentos particulares. Pero en los colegios de programación oficialista no se enseña a los alumnos a descubrir su peculiaridad, de manera que las destrezas innatas y las habilidades intrínsecas, se diluyen, hasta que desaparecen por falta de uso.

La energía vital.. que es inalienable, es la mayor potencia del ser humano. Pero hombres y mujeres la ceden voluntariamente para que una autoridad arbitraria organice las cosas del mundo. ¿A cambio de qué?.. De una falsa seguridad y la promesa de una felicidad que nunca llega. Jamás se alcanza la plenitud en una camino plagado de constantes deseos incontrolables por el abanico de emociones que distorsionan la vibración del alma.

El progreso es un trampa. igual que lo es el mecanismo económico tradicional o la justicia en los tribunales. Las personas son tan “inteligentes” que no cesan de inventar maquinas y computadores y androides que los sustituirán. Cosas y más cosas ¡muy sofisticadas! respecto a una tecnología suicida, dado que anula las facultades naturales del ser humano. Mientras se dice y asegura que se viaja a la Luna, las personas son incapaces de encontrar puntos comunes para evitar conflictos y guerras. Las armas son un negocio. La violencia es lucrativa para los negocios de algunos, por lo que fomentar el odio y la codicia son tareas habituales. Sin embargo, podemos alejarnos, dejar de ser cómplices y decir ¡basta!

Para mejorar basta con la voluntad y la confianza en uno mismo, el compromiso y la honestidad que se convierte en valentía, audacia, actitudes intrépidas y conductas divergentes. Somos capaces de “salirnos por la tangente” y sobrevolar el laberinto de la ignorancia. Los hechizos de hoy son las ilusiones del sistema que se desenmascaran mediante el acimut comunal. Estamos aquí para tender la mano amiga, y, enriquecer así las capacidades humanas de los ciudadanos que despiertan y toman consciencia.

Unámonos. Reunámonos alrededor del acimut comunal. Retomemos el abrazo fraternal, el encuentro con el otro. Es la mejor alternativa, antes que continuar con la desconexión que se ha vuelto norma por la distancia social, que sin embargo, facilita la relación virtual. Ya nadie hace nada por nada, todo pasa por esa falsa reputación on line que está alterada por los bots y los trolls. La verdad que resulta de nuestra época, es que los individuos se alejan entre sí, mientras que las máquinas unen sus fuerzas entrelazando protocolos y algoritmos. Las computadoras están más conectadas entre ellas que los seres humanos lo están entre sus almas. No hay sinergia en la red. La simbiosis es imposible en el ciberespacio. Pero sinergia y simbiosis de almas enamoradas de la vida son viables en el acimut comunal.

Hoy los dispositivos electrónicos saben mucho más de las computadoras y la big data, de lo que sabemos los humanos de nosotros mismos. SUGERIMOS LA ESCUCHA ACTIVA DE LOS 23 PODCAST SITUADOS EN EL ENCABEZADO.

No comments yet.

Deja una respuesta

ALEXANDRO ENERGYS - Webmaster